lunes, 20 de julio de 2015

DE QUIÉN SINO DE MÍ


Foto: Toni Frissell



¿De qué o quién huyes?

¿Qué buscas sobre las aguas?

Sumérgete. El océano te espera.
Esa superficie siempre fue incolora,
esas ondas que parecen de azul intenso
no es más que la ilusión de tu retina
y el deseo que aguardas.

¿A qué esperas?

La espera falleció hace tiempo,
o fue ahora,
se desvanece la espuma
en la orilla
con forma de media luna.

Nunca es tarde
para ser parte del mar
y partir hacia ninguna parte. 

26 comentarios:

P MPilaR dijo...

Los más afortunados no esperan a nada. Los menos afortunados, siempre atravesando agujeros. Cada vez, más cerca de los leones hambrientos.

Besos

Billy MacGregor dijo...

Anda, tú por aquí...

Más besitossssssssssssssssss.

Lo de Tofo me encanta. Sublime.

Sandra Garrido dijo...

Pilar me acaba de engullir un agujero negro
A que me comen!!!

Besos maña

Sandra Garrido dijo...

Jajaja jajaja me ha costado!!!!! Billy llevo un rato buscando la receta con el tofu. A no, que es tofo el neologismo. La caló y los cortos circuitos

Besitos tos tos

P.D. llevabas melena y preguntabas si era normal... lo del asilo claro

De barro y luz dijo...

¿Alfonsina? Las cornadas de la media luna tiñen los mares de pena negra.


Bss

lunaroja dijo...

Tu poema tiene algo de metitativo, algo que sumerge en efecto,que nos lleva la mirada hacia dentro..
Belleza...

Vera Eikon dijo...

Somos parte del mar. Piénsalo, nuestro latido es tan próximo al batir de las olas....Bico Sandra. Regresar y saber sobre aquello que permanece...

mailconraul dijo...

Me gusta la cadencia y el final. Partir a ninguna parte es volver al punto de partida, aquel lugar en nosotros que nunca hemos abandonado...

Amapola Azzul dijo...

En eso me convenriré yo, en mar , supoongo que es mi destino. Besos.

Muy bello, Sandra.

Sandra Garrido dijo...

¿storni?
Menos mal que los mares están en continuo movimiento

Un besazo

Sandra Garrido dijo...

Luna,
Atravieso un momento de análisis porque hay que vaciarse. Pero fijate que cosas. Este poema nació de una foto que vi de un amigo que esta sentado de espaldas mirando el mar...

Un beso

Sandra Garrido dijo...

Verá,
Es el origen y así lo siento. El mar me renueva y sana. Y volver a él es un ejercicio vital.
Me alegra mucho tu regreso.
Un besszo

Sandra Garrido dijo...

Mail, regresar al comienzo puede ser un punto clave. Como las claves que me dejan las ventanas de tus palabras. Se agradece tu regreso.

Sandra Garrido dijo...

Seria hermoso Amapola. Ser mar. Es como ser vida. De ahí su continuo oleaje, sus mareas. Somos agua casi por completo..

Besos bella

TORO SALVAJE dijo...

Un buen lugar para volver al principio de todo.

El poema es sabio.
Y duro.

Joaquín Galán dijo...

La llamada del mar siempre es poderosa,no en vano todos venimos de él...Creo que el estado ideal es no esperar nada ni a nadie,solo vivir con lo que se tiene después de aprender a querernos a nosotros mismos.

Un abrazo.

María Socorro Luis dijo...


Siempre el mar y su sempiterna llamada.

Besosdesal, polita

Sandra Garrido dijo...

Toro,

y nacer no es duro? desde el comienzo.

Besos

Sandra Garrido dijo...

Joaquin,

certezas las que me dejas hoy. No esperar nada de nadie, dar sin esperar recibir. Ser y aprender a querernos. Habrá que decirlo cada día, como un mantra.

Un beso

Sandra Garrido dijo...

Soco,

Y volvemos siempre al origen. Un beso laztan

lichazul alqantar dijo...

que cierto!!!
ese será mi final ...
volver a ese útero primigenio donde el asomo eterno de la vida reposa

besitos y felicidades Sandra

Vivian dijo...

Huyo de mí, y del océano.
Nunca es tarde para partir a ninguna parte (eso me encantó), pero sí para ser parte del mar; en el mar no se me ha perdido nada, por tengo una bañadera.
No entiendo ese amor, hablo en general, por ese montón de agua salada, llena de tiburones, naufragios, y cenizas de muertos poéticos cremados; soy una niña sin costas!
Bueno, no soy una niña, pero ahí sonaba tan bien!
La poesía es hermosa Sandruu.
¿Qué podemos esperar? No lo sé, ya ni hay carteros! Internet los devoró.
Ya lo decía yo, y hasta me estaba preocupando…¡Sandra está en un momento de análisis!
Perdón que te haya “secado” el mar con mi comentario, pero prefiero los pantanos, como las grullas. Un día lloverán ranas sobre nuestras cabezas. ¿Lo sabías?
El lunes a la noche estaba en un hotel, aburrida como un hongo malo-solitario, y entré a comentarte. No hubo forma de recordar la contraseña de Blogger y el celular me la pedía (en la compu está automática), así que pensé: Escribo anónimo y Sandra sabe que soy yo. Ni modo! Ay, de la que te libraste, sino aún estarías leyendo jiji.
Te quiero Mariposa analítica!
Muchos besos

Sandra Garrido dijo...

Eli, buscar el origen
Uno no sabe si es mejor o peor
Pero son estados que nos llevan
Aunque sea a ninguna parte

Un besazo

Sandra Garrido dijo...

Viv, eres del aire de eso no tengo duda.
La grulla aunque en los pantanos también es de agua. Y sin ella ninguno de nosotros estaríamos aquí (que trascendental me ha quedado jajaja )
El mar me da tanta paz como respeto
Y observar su inmensidad me fascina.
El poema nació de una foto de J, sabes quien es J , y de esos momentos de huida a ninguna parte, de busqueda para acabar en ningún sitio.
jajaja jajaja lo de la bañadera que cosas tienes me haces reír amiga y me llevas del estado profundo a la carcajada....
Adoro tus comentarios! !!!

Analítica al habla. Cambio y corto.


Besos de mariposa

mailconraul dijo...

No hay un lugar más deseado que "ninguna parte" y "nunca jamas".

Sandra Garrido dijo...

Raul, Volver a nunca jamás y jugar eternamente. Ese estado también es una actitud. Así como el amor. Todo está en aprender a sostenerlo.