sábado, 21 de noviembre de 2015

UN BARQUITO VELERO


Foto: Lillian Bassman 



Arribar en el muelle de tu espalda.
Ser áncora.
Anochecer en el abrazo de tus piernas
y naufragar dentro de ti.
Vuelvo a sentir el mar adentro,
un banco de peces en el vientre.

La desnudez más bella y vulnerable
muestra los lunares de la entraña,
al caer
toda la noche sobre tus ojos,
que me miran
desabrochando los vestidos de sal
que se adhieren a mi piel.

12 comentarios:

P MPilaR dijo...

Siempre cayendo desnudez naufragio ojos ciego y una escueta noche

Iosune De Goñi García dijo...

El mar siempre duerme en las entrañas. La espuma en la piel.
Hermoso poema.

Julito Chés dijo...

¡Qué suerte! Volver a sentir...
y asentir al deseo.

Un abrazo.

mailconraul dijo...

Un agradable océano para tiempos desapacibles.

María Socorro Luis dijo...


Pura, elegante seducción...

Cariños, siempre

lunaroja dijo...

Una descripción preciosa del descubrir al otro, de anclarse en esa emoción que traspasa.
Tus versos nos dibujan esa sensación tan personal e íntima, y lo haces de una manera tan sensual que no podemos evitarla.

María dijo...

Esta vez ... esta vez SANDRA te he visto hacer el amor en esta preciosidad de letras tuyas ¿ tú te crees que es normal lo mío? ... lo dijiste tú, creo que tienes razón, es un problema de empatía, algunos no la usan ni cuando leen, ni cuando viven, ni tienen la más remota idea de lo que es y yo,... jo! yo creo que estoy enferma de empatía... ni siquiera es algo positivo, nada que se siente exageradamente lo es ...

En todo caso aquí te he visto taan feliz sintiendo que quiero creerme que sí, que tus letras en este caso son autobiográficas ... ale! cierro la puerta despacito y como que no he visto nada ... sigue disfrutando de la noche de sus ojos ... y él de a luz de tu desnudez ;)

Muchos besos bonita y gracias! navegar por tu océano es deliciosamente mágico... así, aun más!

Joaquín Galán dijo...

¡Qué forma más hermosa de contar el amor! El mar es una inmensidad también en inspiración poética y, como no, amorosa.

Abrazos con mar de fondo.

patapalo dijo...

La mar es el naufragio y su rescate. Precioso horizonte el que se divisa desde ese barco que tripulas.

Muchos besos.

lichazul alqantar dijo...

el océano del deseo y del amor
a veces manso a veces tormentoso

abrazos

Julio dijo...

Amiga Sandra, ¡qué hermosura de poema! Sensualidad, erotismo y ternura que se salen por todas las costuras de cada verso. Eres grande. Abrazos admirados.
Salud.

Ío dijo...


Nunca dije nada y hace tiempo que te leo, pero hoy antes de irme quería agradecerte tu poesía.
Gracias, Sandra, un placer muy bello leerte.

m.