sábado, 4 de febrero de 2017

DEJAR IR

Si pudiéramos despojarnos de todo cuanto acontece
liberarnos de lo ajeno.           
Y lo propio
sea un disfrute que se adivina efímero
sin el temor a la perdida
de lo que nunca tuvo dueño.

Si supiéramos que somos carceleros
de aquello que nos ata
seríamos libres.

Deja de escuchar al viento
de mirar lo que arrastra la ola
e invierte tus sentidos.
Comienza a escuchar esa voz
con la que convives
y llevas ignorando
tu recordada existencia.

Dejar ir es hallarse
Dejad libres es liberarse a uno mismo.




11 comentarios:

mailconraul dijo...

Impecable en el fondo y en la forma!!!

María dijo...

Tiene razón RAUL, impecable cielo, pero eso no es raro en ti...todo lo que escribes es fantástico y fondo y forma, lo único que me da pena de este desapego tuyo que tan bien has interiorizado es que de tanto dejare ir.... no seas capaz de volver, salvo que te traigamos a rastras por los pelos jaja


Un beso enooorme como tus letras, mi querida SANDRUSKI!

P MPilaR dijo...

Tan bien lo has dicho que, aunque pudiéramos, no seríamos capaces de la liberación irresistible. Seguiremos esclavos de nuestra (im)propia ansia de libertad

besazooooooo, Sandra

Sandra Garrido dijo...

No sé si sonreír o poner dientes porque lo impecable deja un halo de bondad desmesurado y nos aleja de esa imperfección tan nutritiva

Sandra Garrido dijo...

Mi querida Maria el desapego es con uno mismo. Es hora de liberarse de las cadenas que nos vamos creando en esta escuela de la vida. Estoy por otros derroteros que me ocupan y no me dejan tiempo pero habrá tiempo de volver. Siempre es el momento adecuado en el momento que llega cada cosa. Hoy estoy en otro vagón con otros pasajeros pero seguro que volveré a tomar este tren.

Un beso enorme

Sandra Garrido dijo...

Pilarica

Yo sin embargo, pienso que somos capaces de lo que nos propongamos que tenemos a nuestro alcance más de lo que sabemos y que nuestra mente sigue siendo un misterio por descubrir que las respuestas las tenemos en nuestra alma pero que las interferencias no nos dejan escuchar. Seguimos en la escuela mi querida Pilar.
un besazo

Amapola Azzul dijo...

Yo a veces mi voz prefiero no escucharla...
Besos!!

Amapola Azzul dijo...

Lo que sí estoy de acuerdo con la libertad como un bien muy preciado.

Besos.
Nuena semana.

Amapola Azzul dijo...

Lo que sí estoy de acuerdo con la libertad como un bien muy preciado.

Besos.
Nuena semana.

Amapola Azzul dijo...

Yo a veces mi voz prefiero no escucharla...
Besos!!

De barro y luz dijo...

El desapego nos da la auténtica paz y riqueza.


bss