sábado, 31 de mayo de 2014

EN LA BOCA DEL METRO


Foto: Alin Ciortea




Viertes el fósforo sobre mis palmas 
y hambriento me reservas en tu mesa de manjares.
Pulsas el interruptor 
y provocas quemaduras en la fragilidad de esta piel.
Con toda la mugre desvestida
envasamos las heridas al vacío,
bebemos del cianuro
y dejamos a las bestias
que caigan en su vértigo.
En la boca del metro
desandamos los suburbios
que crecen en los ojos,
dejando en blanco los papeles
que tantas soledades escribieron.
Tiremos de la cisterna,
los poemas arrugados yacen en el desagüe.

10 comentarios:

elisa lichazul dijo...

no importa el escenario si ambos son cómplices en las emociones y en la entrega

besitos y feliz fin de semana

Amapola Azzul dijo...

Qué bello los que has escrito, Sandra, enhorabuena.

Un beso.

Julito Chés dijo...

Son poca cosa los poemas, pero siente uno pena de tirar de esa cadena.

Besos.

De barro y luz dijo...

Eres capaz de hacer bello el desgarro. Excelente poema.


Bss

PMPilar dijo...

a las bocas de metro
les crecen metros de aplomo
de dientes
de carcoma
de cianuros y de soledad de vieja guardia.
a las bocas de metro les huelgan poemas
y cadenas de donde tirar.

a las bocas, ni un metro de comparsa: se volvería poema
besos,

mailconraul dijo...

Y si realmente somos sucios y no tiramos de la cisterna jamás??

Las bestias viven a través de nosotros como fantasmas que encuentran a sus poseídos.

¿Qué poemas debemos salvar? ¿Qué salvaremos de todos los poemas?

Francisco J. Ortega dijo...

Las quemaduras en la fragilidad de la piel escribirán nuevos poemas y dejaremos nuevamente las heridas al vacío, a la intemperie de los ojos extraños que miran siempre curiosos.

Me gustó este poema fiel a tu estilo Sandra

Me he dado vacaciones literiarias impuestas por la ausencia de tiempo y el hastío. Pero prometí visitarte y leerte y lo hago con gusto :)

Besos y abrazos

María Socorro Luis dijo...


mejor pongamos fuego a los poemas arrugados. Podrían calentar manos ateridas.

tan intensos, tus versos...

Besosmil

Mia dijo...

Qué pena con lo bonito que lo escribes todo tirar nada a la cisterna, no seas tonta y guarda todo bien guardado. Todos preciosos Sandra.
Besos

Joaquín Galán (Jerónimo) dijo...

Es tan bueno el poema que no me atrevo a decir nada por no ensuciarlo.Sólo que es de esos poemas que uno no se cansa de leer.
Mi enhorabuena poeta.

Abrazos.